21.6.10

Villa Diamante


Pachanga digital

Villa Diamante lidera una movida DJ que está renovando la escena musical argentina. Sus mezclas a lo bastard pop sorprenden con uniones impensadas entre electrónica, cumbia villera, hip hop, folclore y rock nacional.


Diego Oscar Ramos - Crítica de la Argentina - Julio 09


Bailar hip hop unido a ritmos cumbieros, de la más pura vertiente villera, se ha vuelto un goce moderno de la mano de Diego Bulacio, conocido en el ambiente DJ como Villa Diamante y con un historial como musicalizador de sitios míticos como El Dorado o La Cigale. El seudónimo, que tomó del nombre del barrio del sur bonaerense donde creció, parece el mejor posible para quien derriba límites entre géneros de valoraciones contrastantes. En cualquiera de sus sets, en eventos electrónicos masivos como el último Creamfields o como DJ residente semanal en el Vodoo Club de Chacarita, hará mover cuerpos en un río sonoro en nada parecido a la abstracción de mucha electrónica. Diamante usa partes de canciones populares entremezcladas entre sí o desarmadas y vueltas a armar, lo que globalmente se conoce como bastard pop, género que usa al mashupcomo técnica digital de cortar y pegar.
“En mis sets intento no tener un género musical imperante, me gustan varios, del hip hop a la cumbia, pasando por el folklore, llegando al reggaetón, terminando en techno, pero nunca son puros, siempre están mashapeados, remixados, retocados, rebajados”, explica Bulacio, quien antes de llegar a su treintena ya ha hecho un buen ruido en la escena electrónica porteña, al hacer del mash up una forma de traer de nuevo a la pista el elemento emocional que tiene toda canción. Así suele hacer convivir temas de Gustavo Cerati, Intoxicados, Calle 13, Los Encargados o Plastilina Mosh con todo tipo de voces hiphoperas y matrices rítmicas nuevas, provocando las sorpresas que podía dar una vaca arriba de una cama en una película de Buñuel y Dalí. Y dejándonos bailar cumbia sin culpas modernas. “No tengo demasiada historia cumbiera, vivía en Villa Diamante, Lanús, donde la cumbia suena en todos lados, pero durante los ´90s, con la moda de cantantes pelilargos, escuchaba otra cosa, era adolescente y me parecía muchísimo más interesante Babasónicos, la épica emotiva de las drogas y todo el lado más contracultural del rock”, confiesa Diamante, quien tardó años en rendirse a sonoridades de los sintetizadores villeros que el tiempo volvió marca de identidad de Zizek, colectivo de trabajo que fundó hace dos años. Junto a otros Djs y músicos, organizan presentaciones, hacen giras y editan discos. Eso sí, quien busque los suyos se podrá encontrar con la sorpresa de que su obra tenga un cuidado arte gráfico, pero ningún cd dentro, apenas un link para descargarlo de forma gratuita. “Manejo la ética del mashupero, que no está escrita en ningún lado, pero según mi forma de accionar es poner en mp3 de descarga gratuita losmashups, porque los hago como un ejercicio de admiración con artistas que me gustan, son pequeños homenajes, donde bastardeo con respeto”.
El último homenaje de Villa Diamante, su tercer obra, es Empacho Digital, un disco triple, con más de 40 tracks de mushups que pueden hacer que Luca Prodan renazca en un Abasto inundado de rappers, entre muchos otros paisajes nacidos de la percepción desbordada de un habitante full time de la Internet. “Con las industrias culturales a tope, las discográficas pasando por su peor momento y la web como máximo recurso a la hora de buscar información, ya la libertad del wi fi va mostrando sus primeros daños colaterales y Empacho Digital no es más que una consecuencia de toda la música que pasó por mi disco rígido”, anuncia Villa Diamante en su sitedonde ya puede descargarse. En un juego de contradicciones que convierte en manifiesto, el DJ pone en circulación una cuarentena de sus juegos para decir que siente a esta época como excesiva en información, donde consumimos música que no escuchamos. Claro que reconoce que empacharse de mp3s también puede traer nuevas formas de percepción: “Hago recorridos históricos para entender las carreras de artistas que me interesan, descargar AlmendraPescado Rabioso e Invisible puede ayudar a entender mejor la evolución de Luís Alberto en los 70, la respuesta está en 5 gigas”. De esas búsquedas, llegó a mashapear hasta un tema de Pappo´s Blues, un homenaje polisémico teniendo en cuenta la postura anti DJ del guitarrista. “Creo que si me junto ahora con Mariano Roger, guitarrista de Babasónicos, no vamos a discutir si soy músico o no”, dice Diamante y explica su militancia de la hibridación con sentido: “mi idea es que el cruce entre artistas tenga otros niveles de lectura, junto cosas diferentes para que entren en armonía”.

No hay comentarios: